Páginas

viernes, 27 de septiembre de 2013

Decimosexta poesía


"Altibajos vitales"

Gotas de agua tendrán que caer
rayos de sol absorberán nuestra piel.
Con tiento viviremos la vida
para así saber vivirla bien.

Huracanes y tornados surgirán
la furia de ambos nos enseñará.
De todo lo malo se obtiene
un valor que después nos sostiene.

Una vida repleta de nubes
esponjosas, blancas o azules.
¿Qué aprenderíamos de tal rutina
si el viento no las moviese?

Abel Jara Romero.

lunes, 23 de septiembre de 2013

Sorteo "Los 200"


Ya somos más de ¡200 SENTIMENTALOIDES! oficiales en este mar de palabras que persiste con trabajo e ilusión. Por ello y como agradecimiento a todos mis lectores, quiero celebrar este sorteo "Los 200".

Las bases son simples:

  1. Estar entre esos doscientos seguidores.
  2. Comentar en esta entrada diciendo que participas.
  3. En dicho comentario, responder a la pregunta que encontraréis abajo.
  4. También, publicitar el sorteo vía Twitter u otra red social y dejar la URL del sitio para verificar que así ha sido. (Opcional).
  5. Hacer todo lo anterior lo antes posible para ser los ganadores.
  6. Pueden participar personas de todo el mundo -que sé que hay seguidores fuera de España también y a ellos se lo debo agradecer igual-.
Premios:

  1. Los ganadores serán los diez primeros en comentar que contesten a la pregunta correctamente.
  2. El premio será un ejemplar de mi libro publicado dedicado.
  3. Si el ganador lo desea, se le premiará también con el nombre suyo o de su blog -si tiene- incrustado en la imagen de este sorteo para que tenga un recuerdo o constancia de que ha sido premiado.

Pregunta:

¿Cómo titulé al primer post del año 2013?

martes, 17 de septiembre de 2013

Éxito y fracaso

"No fracasar no significa, necesariamente, no poder seguir superándote; y no triunfar no debe conllevar a rendirse".
Abel Jara Romero 

lunes, 16 de septiembre de 2013

Vuelta a entrenar


Tras unos meses de descanso, ayer me reincorporé al equipo con todas mis ganas, mis fuerzas y mi concentración. El calor nos abofeteaba casi literalmente produciéndonos coloretes en el rostro. Con el paso de los minutos y de los ejercicios, el agotamiento se iba incrementando. Pero la ilusión de volver a la pista, la alegría de verme de nuevo entrenar junto a mis compañeros y la motivación de esforzarme para demostrar mi valía, fueron factores determinantes para darlo todo.

Algunas novedades se dejaron ver. La más destacada, el nuevo entrenador, Omar. Con él pulilemos esta temporada -y esperemos que muchas-, nuestra técnica, visión de juego, la comunicación interna y demás para que se note el progreso del equipo. Se le percibe involucrado en el equipo y nosotros nos involucraremos con él y con sus métodos de juego. Desde aquí, le doy mi gran BIENVENIDA al equipo.

Respecto a cómo me sentí en el entrenamiento -igual que en la temporada pasada, haré este tipo de autocríticas cada lunes-, decir que observé puntos claves en los que debo insistir por cuenta propia y en los entrenamientos. Uno de ellos, los giros bruscos con pelota en los que existe el mayor riesgo de pérdida de bola. Al ir a una velocidad alta y tener que cambiar de dirección bruscamente, la bola se me suele ir larga o me veo en la obligación de hacer una mayor distancia para seguir con la pelota en el stick y haciendo el giro más abierto. He notado que, para esto, debo tener una posición concreta sentado en la silla que, a la mínima de ser cambiada, me resta fuerza y habilidad. Con el tiro a puerta pasa algo parecido, la comodidad en la silla es esencial e imprescindible.

Por lo demás, me vi bastante capacitado para intentar llegar a sorprender al equipo, al entrenador y a quien me proponga. La agilidad y rapidez (dentro de lo que me permite la propia silla) fue lo mejor ya que es mi mejor baza, pues sé que ir siempre al límite en mi vida cotidiana ha hecho con el paso de los años que conduzca y maniobre casi a la perfección.

Decir que estoy concienciado en ir positivo, enérgico y centrado a cada entrenamiento.

Espero que vosotros, mis lectores, con mis autocríticas también vayáis notando mis progresos y comentando o preguntando posibles dudas de este deporte.

El próximo lunes os traeré una nueva entrega de mis autocríticas.

¡Saludos!

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Hijo esperado


Le veo, le miro atentamente sin que él apenas se de cuenta de lo mucho que estoy analizando e intentando asimilar tanta felicidad. No puedo creerlo, mis manos sudan por los nervios que provocan en mí el gran acontecimiento. Acaba de nacer, es precioso.

Se me viene a la mente el recuerdo de tener a mi propio interior, a mi yo soñador, diciéndome en silencio que algún día pasaría. Cuando yo veía por la calle a otros padres con sus hijos en brazos, agarrados de la mano o llevándoles en esos cochecitos en los que se les ve tan felices.

Lo que antes era deseo y visión de futuro, ahora era realidad presente. Y me negaba rotundamente a perderme un detalle. Por ello, observé sus ojos marrones llenos de ternura, de vida. Percibí sus emociones transmitidas por esa hermosa sonrisa pura. Quise palpar aquella piel, más suave que el terciopelo. El aleteo de sus brazos me provocó mi más feliz sonrisa acompañada por mi más feliz lágrima. Era perfecto, ya podía morir en paz tras cumplir tal logro, dar vida a un nuevo ser, el ser más especial del mundo, mi hijo.

Fue en ese preciso instante cuando abrí los ojos. Estaba todo oscuro, apenas veía nada y yo seguía casi percibiendo el olor de mi hijo. Entonces, mirando las siluetas de los objetos que me rodeaban, me di cuenta de que todo había sido un sueño. El mejor de los sueños mientras lo vivía desde dentro pero un sueño que, volviendo a la realidad, me recordaba que aún no había alcanzado tal sueño.

Infinitamente grande

"Todo lo que envuelve tu vida y ser es grande e infinito, porque tú eres enorme e infinitamente especial".
Abel Jara Romero 
PODER NO DEPENDE DE NUESTRA CONDICIÓN FÍSICA O DE LO QUE NOS RODEA, PODER DEPENDE DE LA DISPOSICIÓN INTERNA DE CADA UNO. Y YO, ¡PUEDO!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...