Páginas

domingo, 31 de julio de 2011

La mar

El mar, el océano, esa gran masa de agua, la gran tranquilidad de muchos y el gran miedo de otros... Hay muchas maneras para referirse a esa cantidad de agua que no alcanzamos a ver en su totalidad cuando estamos cerca de ella.
Yo llevo unos cuantos años sin percibir ese olor a fragancia única e inconfundible, sin sentir ese pegajoso tacto de esa estupenda brisa, sin ver esas olas que vienen y van como si de la mayor fuerza del mundo se tratara, sin oír ese sonido hermoso y que tanta paz me transmite, sin saborear esa sensación de libertad que tanto necesito...

Y es que la mar, es bella y guarda grandes secretos en su interior. La mar es una de esas cosas únicas que puede ser tu mayor aliada en unas ocasiones y tu mayor enemiga en otras. La mar la podría comparar con el equilibrio entre el bien y el mal. Cuando está en calma, tranquila, serena... podría ser el bien, esa parte pacífica que tiene la naturaleza. Pero cuando la naturaleza se enfurece es cuando se produce el mal del océano, una gran masa de agua que puede arrasar todo a su paso...
Yo, como siempre, me quedo con lo bueno. Esa tranquilidad, esa paz, ese bienestar, esa armonía, esa belleza que tiene cuando se empareja con el deslumbrante sol... Por eso, estoy deseando poder ir dentro de pocos años, ojalá el que viene... Pero soy paciente, sé que la mar está ahí, es algo inamovible. Sé que es fiel y estará siempre esperándome e incluso puede que algún día sea ella, la mar, la que venga hacia mí. Espero que no, espero que sea ella la que me espere y yo el que vaya hacia ella porque de lo contrario tendrá que romper muchos corazones para llegar al lugar donde me encuentro.


jueves, 21 de julio de 2011

Hay que reaccionar

Bueno esta vez voy ha hablaros del mayor fallo que cometo cada día. Muchas veces me lamento de no poder hacer ciertas cosas que podría hacer pero por las que previamente hay que superar unos obstáculos. Esos obstáculos, por motivos de la vida que he llevado hasta ahora, me veo incapaz de superarlos pero no es así. La gente que de verdad me quiere se enfada conmigo por no intentar superar esos obstáculos y rendirme a la mínima.
Lo peor es que en mi interior sé que es cierto y sé que lo hago mal, pero el problema es que aún sabiéndolo no soy capaz de superarlos. Y sigo igual, sin hacer determinadas cosas por no sé qué motivo que me lleva a no atreverme a realizar cosas que están a mi alcance.
Hoy me he acordado de un trabajo que tuve que hacer para una clase de inglés en este curso ya terminado. Teníamos que dar una clase basándonos en un vídeo o realizando un juego, cuanto más original fuese mejor. Yo, junto con mi grupo, elegí un vídeo de un hombre que su labor en esta vida es motivar a la gente que pasa por cosas difíciles consecuentes a sus situaciones...
Como podéis observar es un hombre que no posee ni brazos ni piernas. A pesar de ello, ha sabido explotar sus cualidades a la perfección y no ha permitido que su mala condición física le quite de hacer cosas. Es más, ha conseguido que sea reconocido como uno de los mejores motivadores. Hace cosas que a simple vista nos parecería imposible que pudiese hacer. Ha sabido romper las barreras que nos pone la vida a la gente con algún tipo de discapacidad.  
Hace conferencias por todo el mundo haciendo reflexionar a la gente con algún tipo de problema, desde la obesidad hasta la más grave discapacidad. En el vídeo anterior dice una frase, una pregunta que me hace mucho pensar: "TU ELIGES: AMARGARTE O MEJORAR. ELIGE MEJORAR, OLVÍDATE DE LA AMARGURA"
Este hombre a pesar de su condición física dice desde lo más profundo de sí mismo que ama la vida y que es feliz. Ha pasado momentos difíciles en su vida como se muestra en el vídeo siguiente pero a pesar de ello ha encontrado el camino para superar esas dificultades.
Nick Vujicic ha transformado el no tener piernas ni brazos en no tener límites. Eso es algo fantástico. Algo que me han dicho siempre es que los límites no me los pone mi situación, ni la sociedad, ni la situación que poseo... los límites me los pongo yo mismo que no soy capaz de REACCIONAR ANTE LA VIDA. Y, ¿sabéis lo que os digo? que ya estoy harto. Fuera límites, fuera timidez, fuera todo aquello que me cohíba a vivir. Para terminar os quiero dejar la conferencia que más me gusta de Nick, un hombre grande. 


LAS 3 CLAVES: PERSPECTIVA, VISIÓN Y OPCIONES.
DISCAPACIDAD: Es SOLAMENTE algo que te impide lograr algo. Pero eso no te impide lograr ser exitoso. La mente es lo que nos hace determinar nuestras vidas. Depende de ti de lo que estás haciendo hoy.
DATE CREDIBILIDAD A TI MISMO.
SÉ AGRADECIDO POR LO QUE TIENES Y DEJA DE MIRAR LO QUE NO TIENES.
EL DÍA QUE CREAS QUE ALCANZASTE TU POTENCIAL COMPLETO, ES EL DÍA EN QUE NO LO HAS ALCANZADO, PORQUE TODAVÍA TIENES EL DÍA DE HOY.
HAY UN TIEMPO PERFECTO PARA TODO, NO ES AHORA, PERO ESTÁ POR VENIR.

domingo, 10 de julio de 2011

Échelles de la vie


Hoy, hablando con una persona tan grande como el cielo, hermoso e infinito, me he acordado de una gran reflexión que siempre me ha rondado por la cabeza. Una reflexión que mi interior espera que no sea cierta y que así me lo demuestre la vida. Y la reflexión es la siguiente...

En muchas ocasiones, por desgracia, mi cuerpo y mi organismo me han dado muchos disgustos. Pero también han sabido reaccionar a tiempo y salvar mi vida cuando más oscuridad veía en ella. En muchas ocasiones, he rozado la muerte con la punta de las uñas de los dedos. Mucha gente podrá pensar que me debo sentir orgulloso de ello y que quiero presumir de ello, pero no, no es así. Y no es así porque la reflexión que leeréis al final hace que yo no quiera volver a verme en esa situación de intentar burlar a la muerte de nuevo.

Por otro lado, la parte bonita pero triste, se encuentran en esas situaciones que han pasado por mi vida. Situaciones en las que yo he soñado con personas maravillosas. Me he cruzado con personas increíbles con las que he deseado con tanta fuerza, como cuando deseaba salvar mi vida, el poder estar con ellas toda la vida. Personas que me han hecho sentir tan bien que ni el más precioso paraíso las podría igualar. Pero después de tenerlas tan, tan cerca en mi vida, las he tenido lejísimos en la manera en las que yo las quería y me he tenido que conformar con tenerlas de una manera diferente a las que en un principio quería. Es cierto,  que puedo decir que al menos las he conservado de una manera u otra en mi vida, que no todo el mundo puede decir eso, pero también es cierto que de la manera que las he conservado no es la manera en la que yo más feliz hubiese sido. Al menos al principio de conocerlas. Pero pasa el tiempo y vivo cosas, situaciones o simplemente hablo con esas personas de cosas importante y me doy cuenta de que, a lo mejor, el estar así con esas personas es lo mejor que puede haberme pasado. Tener esa confianza, esas cosillas que tienes solo con esas personas especiales en tu vida, esos gestos o palabras que te hacen sonreír. Y es entonces, cuando pienso que a lo mejor esas cosas que tengo con esas grandes personas no las hubiese podido poseer de haberlas tenido de la manera que al principio quise.

Y os preguntaréis: Bueno, ¿y lo de la balanza (échelle en francés)? Pues os respondo: En esas ocasiones en las que te encierras en tus pensamientos y tiras la llave hasta que esas personas grandes la encuentran y te la entregan, en una de esas ocasiones que he tenido, he pensado... A lo mejor, el que yo no haya muerto se tiene que compensar con el estar solo sentimentalmente hablando. Y es entonces, cuando los dos temas aludidos arriba, tanto el tema en el que yo me salvo de muertes casi seguras como el tema de que yo pierda el poder compartir mi vida con las grandes personas que encuentro en mi vida, se unen y forman una balanza. Una balanza que tiene que equilibrarse constantemente, cada vez que yo burlo a una muerte es una vez que pierdo la oportunidad de ser feliz con alguien.


Pero es ahora mismo, habiendo escrito esto, cuando me doy cuenta que esa balanza no está equilibrada. Ya que no estoy para nada solo. Tengo a esas personas en mi vida y vivo cosas hermosas con ellas. Por lo que me da igual el no poderlas haber tenido de la forma que hubiese querido, porque al fin y al cabo las tengo de una manera u otra. Y eso me es más que suficiente para volver a afrontar e intentar burlar a la muerte una y otra vez para poder seguir viviendo cosas con esas personas. Lógicamente, espero no tener que volver a verme en la necesidad de intentar burlar a la muerte pero si se diese el caso, cosa muy probable con este organismo tan defectuoso, pensaría en la gente que quiero como he hecho hasta ahora.


domingo, 3 de julio de 2011

Malí

Hoy el tema tratado será el de la pobreza. Trato este tema porque una de "Mis niñas" ha ido a visitar a su familia a Malí. Se sitúa en el continente africano y su capital es Bamako. Está considerada como una de las naciones más pobres del mundo.


Cuando imagino tanta pobreza y las calamidades que tienen que pasar en países como éste se produce en mí una colosal y abrumadora sensación. Allí son muy comunes enfermedades muy graves como la malaria difíciles de controlar por la gran rapidez de su contagio mediante los mosquitos. También existen enfermedades parasitarias u originarias por la higiene. Es muy triste que desde niños tengan que sufrir cosas así y encima no poder optar por cosas tan esenciales y básicas como la educación o la sanidad. Para que os hagáis una idea, allí en Malí disponen de un médico por cada 20.000 habitantes mientras que en España disponemos de uno por cada 300. Además, se añaden dificultades como el medio para llegar a los lugares específicos como los centros sanitarios.


El riesgo de contraer una enfermedad en Malí, por desgracia, es muy alto. Hay muchos factores que incitan a ello como las picaduras de ciertos animales, la mala alimentación o la mala higiene entre otros. Por si fuese poco la inmensa mayoría trabajan desde niños arrebatándoles la infancia. Muchas familias, en fechas tan destacadas como las navidades, tienen como símbolo el dolor. Pero, tanta miseria alrededor les hace aún más fuerte y con mejores valores morales. Y es que, siendo unos niños ya tienen valores que muchas personas quisieran poseer. Es cierto que la vida les quita el poder tener una niñez como un niño de un país desarrollado puede poseer, pero también es cierto que reemplazan eso con valor, madurez, bondad, fuerza de voluntad, solidaridad, coraje para afrontar lo que venga... Estoy seguro que como personas en sí, tienen mucho más valor de lo que tienen la mayoría de personas que viven en países desarrollados. Y, sin embargo, son éstas últimas las que gozan de caprichos.

La verdad, me preocupa como puede reaccionar mi amiga al ver tanta miseria cada vez que alce la vista. Y es que, es una chica que, aunque posee una fortaleza interior increíble, también conoce muy bien la sensibilidad. Y sé que en muchas ocasiones sentirá por dentro algo que le hará pensar en muchas cosas y por las que, consecuentemente, actuará en determinadas ocasiones diferente desde su vuelta a Madrid. Valorará todo lo que, por suerte, aquí puede decir que tiene, mucho más que antes.

Antes de irse la dije... "ojalá la vida nos vaya bien y algún día podamos ir por nuestra cuenta y les llevemos toda la ayuda posible como vas a hacer tú ahora cuando vayas". Acto seguido, bromeamos sobre como levantaríamos el país creando comercio y más ganancias... Me gustaría que algún día se cumpliese eso que dije y la broma que hicimos, para así ver como esas caras de esos niños se convertían en rostros más felices.

                

PODER NO DEPENDE DE NUESTRA CONDICIÓN FÍSICA O DE LO QUE NOS RODEA, PODER DEPENDE DE LA DISPOSICIÓN INTERNA DE CADA UNO. Y YO, ¡PUEDO!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...