Páginas

lunes, 4 de febrero de 2013

El deporte sería más bonito si fuese más limpio


Este titulo es muy importante, deberíamos mirar con perspectiva lo que es el deporte hoy día y lo que podría ser si se practicara cualquier modalidad con unos principios humanos y un respeto.

Por todos es sabido que, por ejemplo, en el fútbol -que es el deporte más seguido- hay un grado elevadísimo de violencia y malas formas. Gestos que ensucian realmente el verdadero sentido que tiene que tener la práctica de un deporte: disfrutar de él. ¿Acaso no sería más entretenido visualizar un buen juego constante? No sé a vosotros, pero a mí me engancharía mucho más ver jugadas magistrales que me sorprendiesen en vez de percibir el gasto de energía en dar patadas, codazos, cabezazos, escupitajos... adrede.

Hace poco, entre mis viajes curiosos por la red, encontré una noticia que me hizo aferrarme a la esperanza. A la esperanza de que aún quedan personas en condiciones dispuestas a practicar un deporte con honestidad, respeto y principios. Y es que, un corredor de cross que iba segundo (Iván Fernández) podría haberse aprovechado de la equivocación del que iba primero (Abel Mutai). Este último, se paró en la línea de meta errónea dejando que Iván Fernández -que iba muy por detrás- le pudiese adelantar para conseguir la victoria. Pero entonces, para la sorpresa de todos, Iván se paró detrás de él señalando la línea de meta real y empujándole para que el merecedor campeón consiguiese su objetivo. Un gesto que demostró lo bonito que es jugar limpio.


Lo peor de esta sociedad es que parece que les gusta degradar las cosas bellas y sanas que tiene la vida, esas actividades que podían aportarnos muchos buenos valores para crecer personalmente. Pero no, como vivimos en un mundo cada vez más desgastado, pues nada, vamos a apoyar la supresión de modales. No sé qué es lo que pasa, pero sí tengo claro que es algo que se debería empezar a cambiar ya. Imaginaos ver como un jugador de fútbol, en vez de aprovechar la ocasión, entrega la pelota al portero que acaba de tropezar. O que viendo una carrera de F1, tras un gasto de combustible a pocos metros de la meta en la última vuelta, el piloto en segunda posición cogiese en el morro del monoplaza al que, hasta hace pocos segundos era claro vencedor, y la FIA decidiese darle los puntos correspondientes tras cederlos el que podría haber ganado suciamente.

Sería otra forma de ver situaciones poco comunes y que, según están las cosas, nos reeducarían a bien. Desde aquí, apoyo a todas las personas del mundo a que hagan deporte. Pero practicarlo con el corazón y no con avaricia ni con el lema "jugar para ganar".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Sentimentaloides, vuestra opinión me es muy importante. ¡Comentad! Todos serán respondidos.
Gracias por las críticas constructivas que me escribáis y, también, por vuestras palabras positivas. Eso sí, por favor, hacedlo con respeto hacia mí y hacia otros lectores.

No spam. Si tenéis blog, intentaré pasarme pinchando en vuestro nombre. Si me gusta, lo añadiré a mi blogroll para tener un acceso directo y ayudaros, de paso, a conseguir que alguno de mis lectores se convierta también en vuestro.

Gracias,
Abel Jara Romero

PODER NO DEPENDE DE NUESTRA CONDICIÓN FÍSICA O DE LO QUE NOS RODEA, PODER DEPENDE DE LA DISPOSICIÓN INTERNA DE CADA UNO. Y YO, ¡PUEDO!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...