Páginas

miércoles, 14 de agosto de 2013

Ella, una realidad



Ella, ávida y coqueta le sonrió, mientras danzaba y daba giros sobre sí misma, como si se tratara de la muñeca dentro de una caja de música.
Aquel hombre que había rezado tantas y tantas noches por tenerla a su lado, no podía creer que por fin sus sueños se cumplieran. Pensaba que era un sueño, que la liviana silueta femenina que tenía delante era solo producto de su desesperado subconsciente, hasta que ella le tocó.

Irene Comendador.
Libro: "Sé que estás ahí" - Relato: "Por fin apareces". 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sentimentaloides, vuestra opinión me es muy importante. ¡Comentad! Todos serán respondidos.
Gracias por las críticas constructivas que me escribáis y, también, por vuestras palabras positivas. Eso sí, por favor, hacedlo con respeto hacia mí y hacia otros lectores.

No spam. Si tenéis blog, intentaré pasarme pinchando en vuestro nombre. Si me gusta, lo añadiré a mi blogroll para tener un acceso directo y ayudaros, de paso, a conseguir que alguno de mis lectores se convierta también en vuestro.

Gracias,
Abel Jara Romero

PODER NO DEPENDE DE NUESTRA CONDICIÓN FÍSICA O DE LO QUE NOS RODEA, PODER DEPENDE DE LA DISPOSICIÓN INTERNA DE CADA UNO. Y YO, ¡PUEDO!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...